27/08/19 I Cítricos y verduras
Cada vez más la brecha entre lo que paga el consumidor y lo que recibe el productor


Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) dio a conocer, con su último informe, que la brecha de precios entre lo que pagó el consumidor y lo que recibió el productor agropecuario aumentó casi un 3% en julio. 

El relevamiento indica que la suba fue de 5,15 veces para un promedio de 25 productos agropecuarios, de origen vegetal y animal, que se sirven en la mesa familiar de los argentinos. Además, el informe resalta que la participación del productor en el importe bajó a 23,7%.

“La brecha de precios entre lo que pagó el consumidor y lo que recibió el productor subió 2,9% en julio frente a junio de este año, impulsada por las subas en las diferencias de la pera, la berenjena y la carne de pollo, todos con fuertes bajas en los precios al productor. También fue importante el aumento en la disparidad del pimiento rojo, que se explica por la fuerte suba del precio en góndola”, asegura el documento publicado por la entidad nacional.
El director Ejecutivo de CAME, Jorge Pazos, explicó: “Todos los productos que son de huerta (de hoja y demás) son alimentos que generalmente en el invierno, producto de los fríos y las distancias donde se producen, son los que tienen mayor incremento de manera estacional. Creo que el mes que viene se verá un aumento de estos 25 alimentos relevados debido a la coyuntura inflacionaria y a la modificación en el tipo de cambio”. 

Además, agregó que los productos con más alzas están vinculados a la exportación. “La cosecha de pera se hace a partir de marzo; el resto se acopia durante el resto del año con condiciones de frío que encarecen el producto debido a la energía utilizada. El pimiento rojo se produce mucho bajo cubierta y los fríos de este invierno conllevaron a que estén menos disponibles y más caros en el mercado. Actualmente las ventas están lentas: el consumo va a estar en línea con la circulación de recursos”, puntualizó Pazos.
La pera, el limón y la naranja, entre los productos con mayores diferencias
Según explicaron desde CAME, los alimentos con mayores disparidades en julio continuaron siendo los orientados al mercado externo como la pera, donde el valor se multiplicó por 11 veces desde que salió del campo; el limón con una multiplicación de 10,6 veces; la naranja 9,2 veces y la manzana roja 8,0 veces.

Entre los alimentos que pasaron este mes al rango de brechas altas se encuentran la lechuga (6,9 veces), el arroz (6,6 veces) y el morrón rojo (6,0 veces).

En tanto, las producciones con menores desproporciones fueron la frutilla, donde los costos desde que salieron de la chacra apenas se multiplicaron por 1,94 veces, seguido por el tomate (2,34 veces), el huevo (2,45 veces) y la papa (2,82 veces). Con información de Elentrerios.com